LA JARCIA CENTRO BILINGÜE

4.2.10

COMENIUS: VISITA A SAINT-ÉTIENNE








El pasado mes de noviembre un grupo de estudiantes de 2º de ESO y dos profesoras de nuestro centro, realizamos una visita-intercambio a la ciudad de Saint-Étienne, concretamente a La Talaudière. Esta visita forma parte del Proyecto Comenius “Vivre et construire l’Europe au quotidien” que realiza nuestro instituto en colaboración con otros cuatro institutos de otros cuatro países diferentes: Alemania, Francia, Italia y Turquía.
Éste ha sido el primer encuentro del proyecto y en esta primera toma de contacto hemos tratado sobre todo de sentar las bases del proyecto y de iniciar un trabajo que realizaremos de forma conjunta los centros de los cinco países participantes, alumnado y profesorado.

Nuestra llegada a la ciudad de Saint-Étienne coincidió con el fin de semana: el sábado lo dedicamos por entero a visitar los lugares más emblemáticos y pintorescos de la ciudad de Lyon: el asentamiento romano de Cesar en lo alto de la colina, la iglesia de La Fourvière, desde la que se puede disfrutar de una vista panorámica de la ciudad, el centro histórico, las grandes plazas, las calles estrechas, el barrio medieval, todo esto acompañados de un frío gélido y unas gotas de lluvia.

El domingo lo iniciamos bien tempranito con una visita, concertada previamente, al pueblo de Firminy-Vert, en cuya construcción participó el gran y prestigioso arquitecto francés Le corbusier. En la visita de este conjunto urbanístico nos trasladamos al modelo de urbanismo de los años 50 y nos quedamos boquiabiertas con las construcciones y los modelos de vida que se adelantaban a los tiempos. Imaginad que el barrio del que estamos hablando se ubica en medio de la naturaleza, con montañas y árboles frondosos justo detrás de los grandes edificios. También contrasta el hecho de que las construcciones anteriores, eran y siguen siendo, casas de una o dos alturas. Podríamos dar montones de detalles de la visita pero mucho más interesante es visitar la página web del conjunto urbanístico para hacerse una idea.

El domingo después del almuerzo y de regreso a Saint-Étienne, ciudad minera por excelencia, realizamos una visita casi obligada: el Museo de la Mina. En la entrada nos esperaban nuestros alumnos y alumnas acompañados por las familias que los acogían y juntos realizamos la visita que, como bien ha quedado patente, hicimos con casco y todo.

El lunes nuestros alumnos asistieron a clase con sus compañeros franceses. Durante toda la mañana fueron el centro de atención de todo el alumnado de La Talaudière pero donde realmente tuvieron un papel importante fue en la clase de español: allí expusieron un powerpoint que previamente habían preparado con Dori durante algún que otro recreo. En él presentaban nuestro centro con fotos y mapas de la región. Seguidamente respondieron a las preguntas y curiosidades que los alumnos de español también habían preparado.
En el transcurso de ese día y el siguiente, asistieron a otras clases, conocieron las salas de estudio, el laboratorio, la biblioteca, el comedor, y se sorprendieron de la organización, la limpieza, el silencio, el órden, el buen comportamiento del alumnado y el buen desarrollo de las clases en el centro francés. Y sobre todo convivieron con los niños en un ambiente completamente distinto al nuestro.
El segundo día en el colegio casi todas las actividades giraron en torno al proyecto Comenius. Muchas de ellas habían sido preparadas concienzudamente por los alumnos/as y por el profesorado participante en el Comenius. Destacaban sobre todo juegos de ciencias naturales, de lengua francesa, carteles, fotos, mapas, todo relacionado con las culturas de los países visitantes. No debemos olvidar la presentación de lo que para nosotros sería el Plan de Ecoescuela con el que el Collège de Lacaune ha conseguido un merecido premio.

A todas estas experiencias debemos añadir también el trabajo realizado a posteriori por los alumnos/as participantes en la visita. Ellos mismos elaboraron unos textos relacionados con todo lo que han vivido durante los días pasados en Saint-Étienne, en La Talaudière que han acompañado con algunas fotos.